¿Cómo cerrar una venta exitosamente?

¿Cómo cerrar una venta exitosamente?


Las ventas son apasionantes y se consideran el motor que mueve la economía de cualquier sector. Por eso, más del 80% de los CEO de las compañías más grandes del mundo han sido vendedores.

Sin importar si eres un vendedor en una tienda minorista o el de una gran empresa, lograr que un cliente te compre siempre será un reto. No cualquier persona puede vender un producto o un servicio, y más allá de ello, sacarle el máximo provecho a una venta y hacer que los clientes regresen. Como en todas las profesiones, el secreto está es practicar y practicar y practicar.

Por eso, para posicionarte como un profesional de las ventas y cerrar tratos exitosos todos los días te sugerimos poner en marcha estos sencillos tips:

1. Vende resultados tangibles
Piensa que a las empresas y a las personas solo les importan los resultados que puedes ayudarles a lograr y las metas que pueden alcanzar. Aunque hace algunos años las ventas se cerraban explicando las ventajas y las características de un producto, hoy en día lo que importa es ofrecer resultados comerciales o profesionales concretos.

2. Piensa por qué tu producto o servicio marca la diferencia
Siempre debes estar preparado para aclarar cuál es la proposición de valor que ofreces. Lo que cuenta es que seas capaz de explicar sin lugar a duda qué te diferencia de la competencia y qué valor ofreces. Es fundamental que entiendas este valor y lo expongas en cuanto tengas oportunidad.



3. Nunca bajes tus precios premium
Si quieres escalar en tus ventas, piensa que a las empresas rentables en realidad no les importan tus precios, porque lo que buscan es el resultado que tu producto o servicio les ayudará a obtener. Si bajas los precios para intentar cerrar una venta premium, solo conseguirás clientes que no pueden invertir en soluciones. Para mejorar este tipo de ventas, mantén los precios y verás cómo cierras ventas más grandes y con mejores prospectos.


4. Ofrece más de dos opciones
Nunca llegues a una negociación con una sola opción en la mesa, muestra distintas que varíen en precio y valor, explica con claridad cada una y permite que el cliente decida cuál se acerca más a la solución que busca y que se ajuste a su presupuesto. Esto te pondrá en la escena como un vendedor que conoce a la perfección su producto y que puede trabajar con él de distintas formas.


5. Haz un seguimiento puntual
Para que un cliente vuelva, el seguimiento es fundamental. Una vez que has concluido la venta, ofrécete a resolver dudas o preguntas sobre el producto o el servicio recién adquirido. Mantente al pendiente de que el cliente haya recibido todo en perfecto estado y ayúdalo hasta que se sienta satisfecho con la compra.
Ser vendedor implica tener confianza en ti mismo; piensa que cuando el cliente compra lo que ofreces, se lleva una parte de tu seguridad con el producto o el servicio que acaba de adquirir.

Y recuerda, tu misión más importante se resume en hacer que al cliente le resulte fácil decir SI para que consigas el cierre de una venta.



¿Quieres saber más?
 
Whatsapp:

Facebook messenger:







Conecta con nosotros: